Frase del día:

"Nunca dejes de anhelar lo imposible, tarde o temprano lo conseguirás"

Translate- Traduce esta pagina a tu idioma

Hominización

Árbol evolutivo de los Homínidos


A) Evolución de los Hominidos

A.1) Sahelanthropus tchadensis (Toumai)

Antigüedad: 7 millones de años.

Lugar de descubrimiento: Parte occidental del continente africano, región de Toros-Menalla, Chad.

El hombre de Toumai, descubierto en junio del 2001, viene a ser, según los estudios del profesor Michel Brunet, el fósil de la primera forma de homínido en el mundo. Las pruebas hechas al fósil, un cráneo, dan como resultado una antigüedad de 7 millones de años.

El profesor Michel Brunet, descarta la posibilidad de que se trate de una especie de chimpancé, y sustenta su cercanía al hombre con el estudio de la dentadura del fósil.

“En su dentadura tiene un cierto número de caracteres derivados que sólo se ven en los humanos, no en los grandes simios, ni en los chimpancés ni en los gorilas. Entre estos caracteres existe uno que es muy significativo: el canino superior de los grandes simios se ajusta entre el canino inferior y premolar inferior para poder cortar mejor; mientras que entre los humanos los caninos están en oposición. Es decir, que los caninos humanos son más «trituradores» y éste es un carácter humano, compartido por todos los homínidos. La dentadura de Toumai tiene el comienzo de este carácter derivado de los humanos.”(1)

Asimismo el estudio del cráneo daba a relucir otras características como una frente prominente y un rostro chato, dando, de este modo, una forma mucho más semejante a los de un ser humano que a los de un mono.

Entre otras particulares, Toumai podía haber poseído una altura de 1,30 metros, muy similar a los chimpancés. Dándose de este modo la hipótesis de ser el primer homínido o, por lo menos, uno de los primeros en empezar el camino que llevaría hasta el Homo sapiens sapiens. Sus descendientes habrían dado origen al Homo habilis o al Homo rudolfensis.

A.2) Orrorin tugenensis (Millennium man)

Antigüedad: 6 millones de años.

Lugar de descubrimiento: Tugen Hills de la región de Baringo, Kenia.

Este fósil fue descubierto entre el 2000-2001 por Martin Pickford y Brigitte Senut en los yacimientos de Kapchebek, Kapsomin y Aragal de Kenia.

Por la antigüedad que data entre 6'2 y 6'36 millones de años, el fósil se ha incluido en el "grupo Ardipithecus", que lo sitúa en la ascendencia humana, pues, la presencia de caninos primitivos, y de otras características similares a las nuestras, como: 1'40 metros de estatura, bipedismo, molares pequeños, esmalte grueso y de dieta omnívora rica en frutas y proteínas, hacen de esta especie una de las más cercanas a la especie australopiteco.

En este sentido, se pude indicar que la familia hominidae surgió hace 3 millones de años antes que el conocido Australopithecus afarensis, con cual ha quedado descartado que éste fuera el antepasado común tanto de los posteriores australopitecinos como del género Homo.

“Es un homínido, bípedo, constituye una rama que se extinguió sin descendencia.” (2)

A.3) Ardipithecus ramidus

Antigüedad: 4'4 millones de años

Lugar de descubrimiento: Kanapoi (Kenia)

Descubierto por Tim White en 1994, se le considera la especie australopitecina más antigua. Los estudios realizados en sus fosiles, identificados como homínidos, dieron una antigüedad de 4,4 millones de años. Se lebautizó Australopithecus ramidus, ya que ramid significa ‘raíz’ en la lengua afar de Etiopía y hace referencia a la proximidad de esta nueva especie a las raíces de la humanidad. Para no confundirlo con la especie Australopithecus White dio al género el nombre de Ardipithecus para diferenciar a esta nueva especie de otros australopitecinos, ya que sus fósiles presentaban una combinación muy antigua de características simiescas y homínidas.

Entre las características del Ardipithecus ramidus se pueden señalar que los dientes presentaban una fina capa exterior de esmalte —rasgo también observado en los simios africanos pero no en otras especies de australopitecinos ni en la mayoría de los fósiles de simios más antiguos. Este rasgo sugiere una relación bastante estrecha con un antepasado simio africano. Además, el esqueleto muestra grandes similitudes con el del chimpancé aunque tiene caninos ligeramente más pequeños y adaptaciones a la bipedación.

Algunos científicos ponen en duda su condición de homínido por que tienen demasiados estrechos los molares y el esmalte de sus dientes es muy fino. Con los criterios actuales basta un solo rasgo compartido con los demás homínidos y que, a su vez, no lo presenten los chimpancés, para que ese hueso fósil sea considerado de un homínido.

“El Ardipithecus ramidus se distingue de los otros homínidos por un conjunto de rasgos anatómicos: grandes caninos superiores e inferiores, el tamaño de los dientes posteriores es comparativamente menor, diastemas anchos, primer deciduo molar inferior similar al del chimpancé, una articulación témporo- mandibular simiana, esmalte dental delgado similar al simiano y una marcada asimetría del primer premolar inferior. Debido a que los dientes presentan una fina capa de esmalte, idéntica a la del Chimpancé, se supone que la dieta consistía en productos vegetales blandos (flores, hojas, frutos).”(3)

A.4) Australopithecus anamendis

Antigüedad: entre 4,2 y 3,9 millones.

Lugar de descubrimiento: Kanapoi, en el norte de Kenia.

Los primeros restos fosiles fueron encontrados en el norte de Kenia en 1965. Las investigaciones realizadas por la Universidad de Harvard dieron como resultado una antigüedad de 4 millones de años sin embargo, no pudieron identificar la especie hasta 1994 año en el que Meave Leakey, paleoantropólogo keniata de origen británico, encontró números restos conformados por dientes y pedazos de huesos con lo cual se pudo relacionar al primer hallasgo, al que se le dio el nombre de Australopithecus anamensis.

El Australopithecus anamensis es el primer homínido bípedo y prueba de esto es su larga tibia (hueso de la parte inferior de la pierna) indica que al caminar todo el peso del cuerpo se apoyaba alternativamente en una de las extremidades inferiores, como es habitual en la bipedación. Los huesos de las extremidades inferiores, bastante modernas, no parecen encajar con los de un cráneo muy primitivo. Meave Leakey afirma que son los antecesores de los Australopithecus afarensis. Meave Leakey afirma que son los antecesores de los Australopithecus afarensis.

A.5) Australopithecus afarensis (Lucy)

Antigüedad: 3,6 millones de años.

Lugar de descubrimiento: Etiopía y África oriental.

Esta especie fue un Australopitecino delgado que vivió en África oriental. De esta especie se han encontrado 13 individuos de ambos sexos y diferentes edades, descubiertos todos ellos en el mismo depósito. El fósil más importante encontrado de esta especie, Lucy, es parte del esqueleto de un ejemplar femenino descubierto en 1974 por el paleoantropólogo norteamericano Donald Johanson en Hadar, Etiopía. Lucy vivió hace unos 2,6 a 3,6 millones de años.

Se han descubierto, asimismo, huesos fosilizados de A. afarensis en Laetoli. Este yacimiento, datado en unos 3,6 millones de años de antigüedad, es famoso por sus espectaculares huellas de homínidos bípedos. Estas huellas, conservadas en cenizas volcánicas fosilizadas, fueron descubiertas en 1978 por un equipo de investigadores dirigido por la paleoantropóloga británica Mary Leakey y proporcionan una evidencia irrefutable de que los australopitecinos caminaban normalmente erguidos.

Los estudios practicados en los restos fósiles de Lucy indican que el A. afarensis poseía unos brazos más largos y potentes que la mayoría de las especies de homínidos posteriores, lo que sugiere que estaba especialmente adaptada para trepar a los árboles.

Entre otras características presentes en el Australopithecus afarensis podemos resaltar su pequeña estatura, apenas algo más de un metro, asimismo tenía una cara maciza con fuerte prognatismo, es decir, una mandíbula prominente y una capacidad craneana apenas mayor que la del chimpancé (500 cm3).

A.6) Australopithecus africanus

Antigüedad: 3,6 a 2,5 millones de años.

Lugar de descubrimiento: región del Transvaal, Sudáfrica.

Los primeros restos de esta especie fueron hallados en 1924 en Taung (Botswana-Bechuana), fue el cráneo de un niño, estudiado por Raymond Dart quien lo denominó Australopithecus africanus, es decir, "mono del sur de África".

Tras este descubrimiento y durante décadas casi ningún científico apoyó la teoría de Dart de que el cráneo procedía de un antepasado homínido. Hasta que a finales de la década de 1930, se descubrieron mas cráneos y huesos de A. africanus en el yacimiento Sterkfontein del Transvaal.

Entre las características del Australopithecus africanus, se puede señalar que tenía, por lo general, un cráneo más globular, más redondeado que el A. afarensis, con una capacidad craneana de 500 cm3 y dientes con un aspecto menos primitivo que el del A. afarensis. Peso y estatura similar a los chimpancés. Por ello, algunos científicos consideran que la especie meridional del primitivo australopitecino pudiera ser un antepasado del género Homo.

A.7) Australopithecus africanus
Antigüedad: 3,6 a 2,5 millones de años.

Lugar de descubrimiento: región del Transvaal, Sudáfrica.

Alan Walker fue quien encontró los primeros restos fosiles de esta especie en 1985 cerca del lago Turkana, le asigno el nombre de Australopithecus aethiopicus. El fósil de un cráneo datado en 2,5 millones de años de antigüedad ayudó a definir la especie y a plantear que vivió en África oriental hace unos 2,7 millones de años.

Las características del Paranthropus aetiopicus nos muestra un cráneo con una elevada cresta sagital hacia la parte posterior y una parte inferior del rostro que sobresalía con respecto a la frente. El A. aethiopicus compartía algunas características primitivas con el A. afarensis —es decir, rasgos que se habían originado en el primitivo australopitecino de África oriental, lo que pudiera indicar que el A. aethiopicus había evolucionado a partir del A. afarensis.

Hoy estos restos confirman que el Paranthropus aetiopicus es precursor del Paranthropus robustus y Paranthropus boisei.

A.8) Paranthropus bosei

Antigüedad: 3,6 a 2,5 millones de años

Lugar de descubrimiento: región del Transvaal, Sudáfrica

Encontrado en 1959 en la gargante de Olduvai (Tanzania) por Mary Douglas Leakey y Louis Seymour Bazett, esta especie fue bautizada como Zinjanthropus boisei (que significa “hombre de África oriental”).

El fósil del cráneo y demás restos encontrados y estudiados registran una antigüedad de más de 1.750.000 años.

Las características, más específicas, que presenta esta especie la diferencia de las otras especies robustas, entre estas se rescata: un rostro fuerte, ancho y hundido capaz de soportar un esfuerzo de masticación extremo, así como molares de un tamaño cuatro veces el del ser humano moderno. Parece ser que este parántropo vivía en un ambiente de sabana, árido, lo cual lo confirma como el primer homínido adaptado a encontrar recursos en la sabana.

A.9) Paranthropus robustus

Antigüedad: 2 y 1,5 millones de años.

Lugar de descubrimiento: región del Transvaal, Sudáfrica.

Esta especie de australopitecus de forma más grande y robusta fu encontrada n 1938 por Robert Broom en la misma región en la que habitó el A. africanus.

En un comienzo se pensaba de una especie relacionada con el australopitecus sin embargo, no es hasta el descubrimiento del yacimiento de Kromdraai, en la que Broom, después de recoger muchos otros huesos y dientes de este tipo, lo llevó a establecer una nueva especie que denominó Paranhtropus robustus (Paranthropus significa ‘al lado del hombre’). La antigüedad que dataron los resultados de los estudios revelaron que el Paranhtropus robustus, vivió hace unos 2 y 1,5 millones de años.

El Paranhtropus robustus es muy diferente a los australopitecidos. Se trata de seres mucho mayores y poderosos, con rudos huesos, grandes dientes y pesadas mandíbulas. Parecen una forma intermedia entre los monos modernos y el hombre. Actualmente se ha sabido que esta especie no alcanzo la condición humana.

A.10) Australophitecus Garhi

Antigüedad: 2'5 millones de años.

Lugar de descubrimiento: península de Bouri (valle del Awash medio) en el Este de Etiopía

Esta especie de homínido fue descubierta en 1996 por Yohannes Haile-Selassie. Su nombre significa “sorpresa”. Y presenta rasgos muy peculiares: su cráneo tiene una capacidad de unos 450 cm3., con una cara muy simiesca y proyectada hacia delante.

Se plantea que Australopithecus garhi es el primer fabricante de herramientas de piedra, pues los huesos de animales encontrados en su entorno parece que fueron cortados con instrumentos líticos (numerosos restos de mamíferos herbívoros con marcas de corte y rotura de las diáfisis o caña del hueso para extraer el tétano). Según esto se ha planteado que serían los primeros homínidos con una dieta mixta, carnívoro-vegetariana por los restos de herbívoros con marcas de corte asociados.

Entre otras características de Garhi se puede señalar que tiene largos brazos pero piernas cortas “tipo Homo”. Se puede decir que este es un carácter intermedio entre el de Lucy y Homo habilis. Esto indicaría que las piernas se acortan casi un millón de años antes que los brazos en la línea de Homo, ya que los fósiles del primer Homo, H. habilis, son de hace 1,7 Ma.

No se conoce quien es su antepasado y se cree que no tiene sucesor, aunque evolucionó junto con el Australopithecus africanus. Sin embargo, Garhi es el candidato más probable a ser el ancestro de Homo.

A.11) Homo habilis

Antigüedad: 2 millónes de años.

Lugar de descubrimiento: en la garganta de Olduvai (Tanzania).

Descubierto en las zonas cercanas en las que habitaba su antecesor el Paranthropus boisei, esta especie es considerada el primer Homo, supuesto inventor de las primeras herramientas, y prueba de esto es que Junto con fósiles se han encontrado algunos de los primeros utensilios de piedra de Olduvai, lo que sugiere que esta especie fabricaba y utilizaba las herramientas en este lugar.

”Este era ya un ser totalmente bípedo, con una altura que rondaba 1,50m y una dentadura similar a la del hombre actual, con incisivos en forma de pala.” (4)

Entre algunas de las características del homo habilis se pueden señalar su cráneo, con una capacidad de 800 cm3., la carencia de crestas óseas como la mayoría de australopitecos y monos. Asimismo fue el homo habilis quien posiblemente desarrolló la cultura de los guijarros tallados.

En cualquier caso, tenemos un nuevo "eslabón" que hay que enviar al cajón de ramas muertas: el Homo habilis, el antiguo candidato que, pasado su momento de gloria, debe seguir los pasos de neandertal y erectus. Y así, todos los eslabones que habíamos encontrado, se están perdiendo de nuevo.

A.12) Homo rudolfensis

Antigüedad: 1,6 millones de años.

Lugar de descubrimiento: Kenya.

De esta fase se ha descrito dos especies, Homo rudolfensis y Homo habilis, que habitaron África Oriental entre 2,5 y 1,8 millones de años atrás, que a veces se reúnen en una sola. El volumen craneal de estas especies oscila 650 y 800 cm³.

“Esta es sin duda la etapa más confusa y compleja de la evolución humana. El sucesor cronológico de los citados Homo rudolfensis y Homo habilis es Homo ergaster, cuyos fósiles más antiguos datan de hace aproximadamente 1,8 millones de años, y su volumen craneal oscila entre 850 y 880 cm³.” (5)

El Homo ergaster, el Homo rudolfensis y el Homo habilis, además de posiblemente dos australopitecinos robustos, parece que pudieron haber coexistido en África hace unos 1,9 millones de años. Este descubrimiento contradice la hipótesis paleoantropológica tradicional que afirma que la evolución humana era una sola línea que había ido evolucionando progresivamente a lo largo del tiempo: una especie de australopitecino seguida de un Homo antiguo, a continuación el Homo medio y finalmente el Homo sapiens. Parece que durante la evolución humana fueron habituales periodos de diversidad y extinción de especies y que el H. sapiens moderno disfruta de la rara distinción de ser la única especie humana viva en la actualidad.

A.13) Homo erectus

Antigüedad: 1 millón de años.

Lugar de descubrimiento: África y en gran parte de Asia.

El primer resto fósil de esta especie de homínido fue encontrado en la isla indonesa de Java, en 1891, por el holandés Eugène Dubois, poseía un cráneo bajo y redondeado, frente prominente y una capacidad craneana adulta de entre 800 y 1.250 cm3, una media dos veces superior a la de los australopitecinos, lo que estableció que se trataba de una especie diferente al australopithecus. Eugène Dubois llamó a esta especie Pithecantropus erectus u “hombre mono erguido”.

El H. erectus parece haber evolucionado en África a partir de poblaciones anteriores de H. ergaster, para a continuación dispersarse por Asia hace unos 1,8 millones de años. En este sentido los primeros homos dan paso al Homo erectus, especie que se considera el ancestro directo del ser humano moderno. El Homo erectus difiere de las primeras especies por tener un cerebro de mayor tamaño, rostro plano y arco superciliar prominente.

“Lo destacable de este homínido radica en que fue el primero que dejó vestigios culturales y sociales de la evolución humana (uso del fuego), y tuvo una estructura social destinada a la recolección de alimentos; también utilizaba asentamientos permanentes y dedicaba un prolongado período al acompañamiento de los hijos luego del nacimiento.” (6)

A.14) Homo antecessor

Antigüedad: 800.000 años.

Lugar de descubrimiento: Burgos e Italia.

Los primeros restos fósiles fueron encontrados en Gran Dolina, estos pertenecen a 5 individuos: dos adultos, un adolescente entre 13 y 15 años, un niño entre 3 y 4 años y otro juvenil entre 10 y 12 años.

Con las teorías surgidas a raíz de los restos, predomina la idea de que existiría un antecesor común (el Homo antecessor), de alrededor de 800.000 años de antigüedad, que daría lugar a la línea "sapiens", por un lado, y a la línea terminal Heidelbergneandertal, por otro.

Según los descubridores de H. antecessor, este presenta algunas características más modernas que las de sus sucesores (entremezcladas con otras de tipo heidelbergense o ergaster), como, por ejemplo, reducción de los dientes, gracilización de la mandíbula, incremento de la capacidad craneal, etc.

Esto significa que H. antecessor muestra afinidad biológica con H. heidelbergensis y es antepasado de esta especie, H. antecessor también comparte rasgos con los humanos modernos, por lo que los autores españoles piensan que esta especie es el ancestro clave que da lugar a H. neanderthalensis y Homo sapiens.

A.15) Homo heidelbergensis

Antigüedad: 500.000 años

Lugar de descubrimiento: Heidelberg, Alemania.

El nombre de la especie procede de una mandíbula de 500.000 años de antigüedad encontrada cerca de Heidelberg, Alemania. De esto se ha establecido la hipótesis de que los homínidos emigraron a Europa hace unos 800.000 años pero, que estas poblaciones no eran de Homo erectus. Restos encontrados en África pertenecientes al periodo comprendido entre hace 1,2 millones y 600.000 años, sostienen que el Homo heidelbergensis o sus antepasados emigraron por primera vez a Europa.

En este sentido las poblaciones de H. ergaster (o posiblemente de H. erectus) parecen haber vivido en África hasta hace al menos unos 800.000 años y posiblemente en el norte de África hasta hace unos 500.000 años. Cuando estas poblaciones desaparecieron, parece que otros homínidos de constitución ósea más fuerte y cerebros más grandes —posiblemente el H. heidelbergensis— las sustituyeron.

El H. heidelbergensis presenta similitudes tanto con el H. erectus como con la especie posterior H. neanderthalensis, aunque puede haber sido una especie de tránsito entre el Homo medio y la línea a la que pertenece el hombre moderno.

Hoy en día todo el mundo admite que el corpulento hombre de Heidelberg, de 600.000 a 400.000 años, es el antecesor de neandertal, lo que directamente equivale a admitir la regresión de toda esta línea evolutiva. Entre los primeros representantes heidelbergenses tenemos la famosa y robusta mandíbula de Mauer (Alemania) que daría nombre a la especie, con más de 500.000 años de antigüedad, la misma edad que el hombre de Boxgrove, al sur de Inglaterra, del que se posee una tibia "completamente humana" a decir de sus descubridores. Podríamos incluir entre estos, a los restos de Tautavel (Francia) o de Vértesszöllös (Hungría), con unos 400.000 años.

A.16) Homo neanderthalensis

Antigüedad: 300.000 años.

Lugares de descubrimiento: Alemania, Bélgica, Italia, Francia, España, Gibraltar, Irak, Uzbekistán, Siria, Israel y Croacia.

Entre Homo antecesor y el Sapiens y Neanderthalensis se encuentra el Homo neanderthalensis que presenta carácteres intermedios entre H. Erectus / Ergaster y H. Sapiens.

Los fósiles en cuestión son una mezcla de especímenes que datan entre 500.000 y 250.000 años.

Entre las características presentes en el podemos señalar su cara: esta era muy grande, está situada y se proyecta hacia delante, presenta una expansión hacia fuera en la parte media y la apertura nasal es muy ancha con la frente huidiza o no vertical. “Esta geometría facial particular está diseñada para mantener la estructura de las crestas supraorbitarias, necesaria para absorber las poderosas fuerzas que se origina en la cara durante la masticación.” (7)

Esto significa que H. neanderthalensis tenía una poderosa musculatura maxilar que se refleja también en otros rasgos del cráneo, tal como la tuberosidad mastoidea situada a ambos lados de la parte posterior del cráneo y relacionada a la inserción de la porción posterior de los músculos temporales.

Por término medio, los Homo neanderthalensis pudieron haber tenido un cerebro de mayor tamaño que el de nuestra especie, pero la morfología de su cráneo demuestra que la estructura cerebral era muy diferente: con escasa frente, los neandertalensis tenían poco desarrollados los lóbulos prefrontales y, en especial, muy poco desarrollados los lóbulos frontales.

Al Homo neanderthalensis típicamente se asocia la cultura Mousteriense, que representa el apogeo del trabajo de la piedra del Paleolítico Medio en Europa, o Edad de Piedra Media en África. Las industrias que la preceden son la OIduvayense y la Acheulense, que pertenece al Paleolítico Inferior Europeo o Edad de Piedra Temprana en África. La naturaleza y la regulación de la transición entre estos dos Periodos son confusas.

A.17) Homo Rodhesiensis

Antigüedad: 200.000 años.

Lugar de descubrimiento: Etiopía, Tanzania, Marruecos, Zambia y Sudáfrica

Como Homo Rodhesiensis se conoce al Homo sapiens sapiens arcaico, son humanos modernos pero con rasgos arcaicos; y con el nombre de Homo sapiens sapiens se conoce a nuestra especie

Esta especie de homínido fue encontrado por primera vez en 1921 en la localidad llamada por los ingleses Broken Hill, actualmente Kabwe en Zambia, (antigua "Rhodesia del Norte" por lo que se denominó Hombre de Rhodesia). Se considera que vivió solamente en África, desde hace 600.000 hasta 160.000 años antes del presente, durante el Pleistoceno medio.

La cronología general estaría entre 500/400.000 y 200/150.000 y aparecen culturalmente asociados a las últimas fases del Paleolítico inferior (Achelense superior y evolucionado), con industrias líticas que preludian el Musteriense.

Morfológicamente conserva ciertos rasgos antiguos comunes al Homo erectus, Homo ergaster y Homo antecessor, tiene otros que han permitido relacionarlo con el Homo heidelbergensis y Homo neanderthalensis, pero además presenta rasgos que apuntan hacia el Homo sapiens. Por tales características intermedias ha sido comparado con el Hombre de Petralona.

A.18) Homo sapiens

Antigüedad: 150.000 años.

Lugar de descubrimiento: Sudáfrica, Etiopía, Marruecos, Israel, República checa, Francia, Italia, Alemania, Rusia, China, Java, Australia, USA, Brasil y Argentina.

Los fósiles más antiguos de esta especie fueron encontrados con características esqueléticas típicas del hombre moderno datan de hace unos 130.000 a 90.000 años.

En el Homo sapiens el volumen cerebral oscila entre los 1.200 a 1.400 cm3, siendo el promedio global actual de 1.350 cm3; sin embargo no basta un incremento del volumen, sino cómo se dispone; esto es: cómo está dispuesta la "estructura" del sistema nervioso central y del cerebro en particular.

Existen dos modelos para explicar el origen del Homo sapiens:

“Modelo multirregional”: todas las poblaciones humanas modernas remontan al Homoerectus y evolucionan de forma independiente en cada continente, aunque intercambiando los suficientes genes entre sí como para mantenerse dentro de la misma especie.

“Modelo de dispersión de África o Arca de Noé”: los humanos modernos provienen de un grupo relativamente reciente en África (120.000 años), migraron a Eurasia y reemplazaron a todas las poblaciones que habían descendido de Homo erectus en cada continente. Es el modelo más apoyado. (8)

Entre las características culturales se pueden señalar el perfeccionamiento de la tecnología para hacer herramientas. Al Homo sapiens se asocia a la industria del Paleolítico Superior caracterizada por la presencia de lascas finas y de borde paralelos, buriles y raspadores distales. Se distingue también por la utilización, aparte de la piedra, de otros materiales para la construcción de utensilios y elementos personales, tales como el hueso, marfil y las astas. Desarrolló el lenguaje simbólico y adoptó el modo de vida sedentario y la agricultura.

2. CONCLUSIONES

A. Con el descubrimiento, en el 2001 de “Toumaï”, el árbol evolutivo del hombre a encontrado su especie más antigua conocida. La reconstrucción del cráneo del Sahelanthropus tchadensis (toumai) de siete millones de años, permiten considerarlo como un pariente del último ancestro común de los chimpancés y los humanos, pero también como el más antiguo representante de los homínidos.

B. El género Ardipithecus incluye un conjunto de primates homínidos hallados en el pais de Etiopía (Africa) a los que se considera descendientes de los Orrorin tugenensis y directos ancestros de los australopitecinos. Las caracteristicas de este genero son muy similares a la de los Australopithecus, aunque los fósiles encontrados presentan rasgos más simiescos y menos corpulencia que éstos.dentro de este genero podemos ubicar al Orrorin tugenensis y al Ardipithecus ramidus.

C. El género Australopithecus estaba caracterizada por su posición casi erguida es decir se desplazaban de manera bípeda. No salieron de la zona tropical de África, y seguían siendo herbívoros alimentándose de frutas y hojas. Entre las especies encontradas, pertenecientes a este género podemos señalar al Australopithecus anamensis, Australopithecus afarensis, Australopithecus garhi, y al Australopithecus africanus.

D. El genero Paranthropus es un género de homínidos bípedos caracterizado por presentar una robustez en la mandíbula y los molares. Los Paranthropus descienden probablemente del género Australopithecus. Se han encontrado tres especies pertenecientes a este genero: Paranthropus aethiopicus , Paranthropus boisei y el Paranthropus robustus.

E. Finalmente tenemos al género Homo (incluye al ser humano moderno. Este género se caracteriza por ser totalmente bípedo. Este género apareció hace 2.5 millones de años y que incluye por lo menos tres especies: Homo habilis, Homo erectus y Homo sapiens. Asimismo este género tiene una serie de características muy particulares, en comparación a sus antecesores: una mayor capacidad craneal, el uso de herramientas, y una dieta muy exclusiva.


3. ÁRBOL EVOLUTIVO

 



4. BIBLIOGRAFÍA Y LINKOGRAFÍA

 (1) http://www.abc.es/hemeroteca/historico-11-10-2002/abc/Sociedad/michel-brunet-oumai-demuestra-que-en-africa-hay-mas-de-una-cuna-de-la-humanidad_135191.html

 (2) http://www.fhuce.edu.uy/antrop/cursos/abiol/links/Artics/hominidos/hominidos13.pdf

 (3) http://www.fhuce.edu.uy/antrop/cursos/abiol/links/Artics/hominidos/hominidos13.pdf

 (4). NUEVA ENCICLOPEDIA AUTODIDACTICA LEXUS. HISTORIA (T. IV). Editorial Lexus. Lima- Perú, 1998. Pág., 4

 (5) http://es.wikipedia.org/wiki/Homo_rudolfensis

 (6) VALDEBENITO, Carolina. Definiendo Homo sapiens-sapiens: Aproximación antropológica. Centro Interdisciplinario de Estudios en Bioética de la Universidad de Chile, Chile. 2007. pág., 73

 (7) http://www.fhuce.edu.uy/antrop/cursos/abiol/links/Artics/hominidos/hominidos14.pdf)

 (8) www.uam.es/personal_pdi/psicologia/cgil/primatologia/ApuntesT2_evol_humana_2.pdf

si te gustó comentalo y compártelo